“Te haces asesora de lactancia por pasión” Entrevista a Alba Padró

publicado en: Artículos, Entrevistas | 0

Alba Padró es Asesora de Lactancia y consultora IBCLC (Consultora de Lactancia Certificada a nivel Internacional). Es madre de dos hijas y lleva más de doce años asesorando a madres a través del grupo de apoyo a la lactancia Alba Lactancia Materna, contribuyendo decisivamente a la promoción de la lactancia en España desde su blog Som la llet y su participación en medios de comunicación, ponencias y seminarios por todo el país. Actualmente se encuentra sumergida, junto a su socia Maria Berruezo, en el lanzamiento de LactApp, una novedosa aplicación que acercará aún más si cabe la información y el apoyo a las madres, que es, en definitiva, la gran pasión que palpita detrás de la dedicación de Alba.

La figura de asesora de lactancia ha cobrado protagonismo en los últimos años ¿es la primera vez en la historia de la humanidad que necesitamos que nos ayuden a dar el pecho? ¿Qué ha pasado?

Las mujeres siempre han necesitado ayuda para solventar las dificultades habituales en la lactancia, lo que ha cambiado es la figura que las acompaña. Las mujeres siempre han contado con la ayuda de otras mujeres para aprender a criar y alimentar a sus hijos. De la observación surge el conocimiento, del conocimiento la seguridad y la capacidad de resolución. Es a partir de la expansión de la leche artificial como forma de alimentación casi general de los bebés, que las mujeres pierden sus conocimientos sobre la lactancia. De esa pérdida y de la recuperación lenta y paulatina de los conocimientos de lactancia aparece una nueva figura: las monitoras / asesoras de lactancia. Mujeres con experiencia propia y formación específica que ofrecen su tiempo, dentro del voluntariado social, para ayudar y acompañar a otras madres lactantes.

 

Normalmente una asesora de lactancia no cobra por lo que hace y dedica mucho tiempo (bien escaso de toda madre) tanto a formarse como a ayudar a otras. ¿De dónde crees que surge esta motivación tan fuerte?

Las asesoras no deberían cobrar, es cierto que en los últimos años y debido a la crisis se ha querido profesionalizar esta figuraDestacado3 pero es necesario recordar que las asesoras que pertenecen a un grupo de apoyo realizan su trabajo de forma altruista.

¿Por qué te haces asesora? Es una pregunta que mucha gente se hace: no recibes remuneración, en la mayoría de casos tienes que pagar de tu bolsillo la formación… Te haces asesora por pasión. A menudo las madres que se convierten en asesoras lo hacen por devolver a otras madres la atención que ellas han recibido. El sentimiento de gratitud es muy potente y adictivo. Se produce una doble situación: estás en deuda con el grupo que te ha ayudado y quieres ayudar a otras mujeres, y cuando eres asesora la satisfacción de ver a otras madres conseguir sus objetivos es brutal ¡Las dos sensaciones te llenan muchísimo!

 

En el apoyo a la lactancia existe, a parte del conocimiento teórico y práctico, una dimensión emocional muy importante. A veces es como si lo que pasara en la teta fuera un reflejo de “algo más” que ocurre fuera. ¿Cómo se consigue el equilibrio justo entre ambas aproximaciones para apoyar a una madre? ¿Asesora como figura sanitaria o asesora como comadre y amiga?

La asesora no es una figura sanitaria, o no debería serlo. El problema reside en que en ocasiones los grupos de apoyo asumen, sin quererlo, tareas que corresponden a los sanitarios. Ellos también han perdido la cultura de la lactancia y en ocasiones no saben resolver los inconvenientes que pueden aparecer durante la lactancia. Así que la asesora debería ser simplemente una mujer que mostrara el camino a las otras madres, que ofreciera opciones cuando la madre lo demande… Y recordando siempre que las asesoras no damos consejos, ofrecemos opciones. Dar consejos es algo que sí que hacen las amigas “yo de tu”, las asesoras muestran diferentes caminos para llegar al objetivo que la madre desee.

La maternidad suele ser una etapa de sacudidas emocionales para la mujer, te replanteas cosas, revisas, renaces, creces…. Muchas mujeres necesitan un acompañamiento profesional en esta etapa y las asesoras nos deberíamos mantener al margen.

 

Antiguamente nos decían “en la mesa no se habla ni de religión ni de política”. Basada en mi propia experiencia diría que podemos fácilmente añadir “lactancia” entre los temas polémicos por excelencia. ¿Por qué a veces es tan complicado defender la lactancia sin suscitar debates y enfrentamientos entre madres?

Polarizar las opiniones es algo que interesa a muchos. El enfrentamiento entre las mujeres por su elección en lo que a crianza se refiere es algo que parece que no nos sacamos de encima.

La lactancia levanta pasiones y las opiniones vertidas solo desde la pasión pueden herir sensibilidades. En estos años he podido comprobar cómo las mujeres son “atacadas” per se en sus elecciones. Recibir opiniones negativas sobre tu opción de crianza es algo que prácticamente cualquier mujer va a experimentar. La sociedad percibe a los niños como un bien común, y sobre esta base se otorgan el derecho y la obligación de opinar y dirigir a la madre novata e inexperta (da igual que tengas 6 hijos) para garantizar el bienestar de ese tesoro común: los niños.Destacado

A la práctica esto inflige sobre la madre una lluvia constante de opiniones, consejos, regañinas, sentencias… que dependiendo de su grado de tolerancia la van a afectar más o menos.

La lactancia se tiene que defender de la desinformación y de la mentira. Del bombardeo sin tregua de los fabricantes de la leche artificial. Nos guste o no queda mucho trabajo por hacer pero no deberíamos perder de vista que las decisiones de cada madre respecto a la primera alimentación de sus hijos, sean las que sean, son respetables.

 

A menudo se da una incongruencia entre las recomendaciones “oficiales” en cuanto a lactancia de la OMS, AEPED, etc. y la realidad en los centros de salud, donde a menudo se ofrecen recomendaciones desfasadas o basadas en mitos que dificultan la lactancia a madres y bebés ¿por qué persiste este escalón? Es como si teoría y práctica no se dieran la mano. ¿Qué podemos hacer para cambiar esto?

El dinero es algo que influye. Las recomendaciones oficiales están muy bien pero el día a día es otro. La presión de los fabricantes es muy fuerte y por otro lado la formación de la mayoría de sanitarios deja mucho que desear. Todo esto dificulta mucho que las recomendaciones se cumplan o que se ofrezca unas recomendaciones actualizadas a las madres.

Queda trabajo por hacer, y debe ser la madre, la usuaria la que con sus demandas modifique la situación y promueva un cambio general en el sistema sanitario en lo que atención a las madres lactantes se refiere.

 

En todos estos años como asesora de lactancia e IBCLC ¿dirías que el apoyo y la comprensión de la lactancia materna han mejorado en la sociedad? ¿Avanzamos?

Por supuesto que avanzamos, quizá no a pasos agigantados, pero se avanza. Y solo hace falta ver las estadísticas que reafirman que cada vez más madres se interesan por iniciar la lactancia materna. Ahora nos toca ayudar a que esas madres que inician la lactancia encuentren menos escollos en su camino y en la gestión de la lactancia para que puedan disfrutar de la lactancia que desean.

 

Últimamente se ha reabierto el debate de lo que debería durar el permiso de maternidad. La OMS recomienda 6 meses de lactancia exclusiva pero la baja materna apenas llega a 4 meses. ¿Crees que deberíamos poder disfrutar de un permiso más largo y compatible con las recomendaciones de lactancia exclusiva?

Es evidente que todo apoyo es poco y la baja por maternidad que tenemos en España es claramente insuficiente, pero a la vez tenemos que ser conscientes que a pesar de no vivir en un mundo perfecto tenemos mucho a nuestro alcance, que querer es poder. La situación es mejorable seguro pero es necesario que las mujeres que quieren amamantar tengan toda la ayuda para conseguirlo y esto va más allá de x semanas de baja, el apoyo de la familia y de los sanitarios es indispensable. Necesitamos ir más allá de las leyes y modificar globalmente nuestra manera de percibir la maternidad.

 

Actualmente estás inmersa en el proyecto LactApp, por favor cuéntanos en qué consiste y cuándo verá la luz.

LactApp es un proyecto lleno de ilusión, esperanzas de mejorar el día a día de muchas madres que encuentran obstáculos durante toda su lactancia. Con mi socia Maria Berruezo, hemos estado trabajando durante más de un año para crear una herramienta móvil que permita a las madres consultar cualquier tema de lactancia y encontrar respuestas y soluciones reales y adaptadas a sus necesidades.

Las nuevas tecnologías han permitido a las madres resolver muchas de sus dudas y queríamos ir un paso más allá, ofrecer un servicio personal a las madres. Que puedan contar con información veraz en su mano: es como tener a una asesora de lactancia en el bolsillo. La app tendrá tres apartados:

  • Consultas de lactancia: es la parte más interactiva de la app. La usuaria indicará el tema sobre el que desea consultar y LactApp le hará preguntas adaptadas hasta llegar a una respuesta única, adaptada a la usuaria. En total, existen más de 2.300 respuestas creadas para cada uno de los caminos que haga la madre.
  • Test de lactancia: en este apartado la madre encontrará sencillos y útiles test de lactancia que le permitirán valorar y tomar decisiones sobre su lactancia.
  • Listados de salud: son listas de medicamentos, situaciones médicas, enfermedades de la madre y del bebé y pruebas médicas y su grado de seguridad respecto a la lactancia.

LactApp verá la luz en octubre, coincidiendo con la Semana Mundial de la Lactancia Materna en España, y desde ese momento se podrá descargar desde Apple Store y Google Play. Para que las madres puedan probarla, hemos optado por un modelo freemium. La app se podrá descargar de forma gratuita y tendrán acceso a una parte del contenido para que puedan valorar si les merece la pena comprar el resto de la aplicación.

 

Muchísimas gracias Alba. Por esta entrevista y por todo lo que haces.

No te pierdas la contribución de Alba Padró a nuestra nueva serie de entrevistas Desmontando mitos: Desmontamos todos los mitos sobre lactancia.

 

 

Share Button

Dejar una opinión